En nuestra escuela tu hijo podrá disfrutar en nuestro gran jardín, dando de comer a los patos, recogiendo los huevos de nuestras gallinas, recolectando fresas o membrillos, haciendo queso, jugando a los bebés, escondiéndose en la casita porque viene el lobo, haciendo tartas en el arenero y en un sinfín de situaciones más que le harán muy feliz.

¡No te lo imagines, vívelo!

¿Quieres venir a conocernos? ponte en contacto con nosotros o llámanos para concertar una cita.